La fábrica comenzará su producción hasta el 2024

Samsung anunciará una nueva planta de chips en Texas

Samsung anunciará hoy su nueva planta de fabricación de chips en Texas, la cual tendrá un valor estimado de 17,000 millones de dólares.

Asimismo, creará 1,800 puestos de trabajo.

Esta nueva planta avanzada de chips estará ubicada en Taylor, aproximadamente a unos 50 kilómetros de la ya existente en Austin y tendrá un tamaño de 485 hectáreas.

Si bien representa una decisión concreta en torno a la crisis de chips, no se espera que la planta comience a producir hasta finales de 2024.

La información en torno a esta nueva planta no es reciente y desde hace tiempo se ha mencionado que además, Samsung la espera utilizar para producir procesadores enfocados en sus productos y en los de otras empresas.

El hecho de elegir a Taylor como la ciudad en donde se ubicará esta planta se debe a que ofreció incentivos a la compañía surcoreana, como una exención de impuestos a la propiedad de más del 90% durante sus primeros 10 años y del 85% en la siguiente década, según el informe de WSJ y Bloomberg

Greg Abott, gobernador de Texas, dará el anuncio a las 17:00 horas de este 23 de noviembre, pero hasta el momento, ninguno de sus funcionarios ha hecho una declaración oficial.

A partir de esta decisión, Samsung espera obtener más clientes en Estados Unidos y reducir la brecha que tiene TSMC, uno de los mayores fabricantes de chips en el mundo.

Además, busca satisfacer el aumento de la demanda tras la pandemia, un periodo que ha generado importantes retos para diferentes industrias, desde la automotriz hasta la de los smartphones.

De acuerdo con diferentes ejecutivos de las industrias, como Pat Gelsinger, CEO de Intel, o Phil Spencer, jefe de Xbox, esta situación ha afectado en gran medida la producción de sus productos y es muy probable que disminuya por lo menos hasta el 2023.

Cabe mencionar que estos problemas también han generado la acción por parte del gobierno de los Estados Unidos, pues las empresas tuvieron pérdidas millonarias en ingresos y otras se vieron obligadas a despedir trabajadores. Ante ello, el presidente Joe Biden presentó un plan para asegurar las cadenas de suministro críticas.

Parte importante de ese plan fue una inversión de 52,000 millones de dólares para reforzar la producción de chips. Asimismo, este tema es de suma relevancia en su lucha económica contra China.

Sin embargo, se destaca que la ley CHIPS, de donde provendrían los recursos, aún no se ha aprobado por la Cámara de Representantes, pero es uno de los asuntos en los que más se ha presionado en torno a la economía tecnológica.

La industria de fabricación de chips aumentará su capacidad de producción en los próximos años.

No obstante, al igual que sucederá con la nueva planta de Samsung, este incremento no sucederá de manera inmediata.

TSMC, por ejemplo, anunció una nueva fábrica de Chips en Japón y en Arizona.

Ambas, según los anuncios de la compañía, comenzarán la producción hasta finales del 2024.

0 0 votes
Article Rating
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments